Joyas del Cómic I: Zora y los Hibernautas

En el principio de los ochenta, si había un nombre que era sinónimo de cómic, ese era el de la revista de Toutain Editor, 1984. La publicación se erigía como el estandarte del cómic adulto y de calidad nacido durante la transición en una España ansiosa libertad y de nueva emociones tras tantos años de dictadura. Aún estábamos en la época del destape y eso se reflejaba en los cómics publicados que se apoyaban ampliamente en el desnudismo. En esta revista fue donde vio la luz por primera vez, por entregas entre 1980 y 1981, Zora y los Hibernautas, y más tarde sería recopilada como álbum por Toutain, formato en el que la descubrí por primera vez. Ya eran finales de los ochenta del pasado siglo cuando una versión bastante joven de este humilde servidor descubrió el cómic en casa de un familiar y se quedó fascinado por aquella extraña aventura de ciencia-ficción llena exóticas hermosas mujeres bastante ligeras de ropa. Nunca más volví a ver ese cómic, nunca conseguí localizar ningún ejemplar, hasta que en el año 2004  la editorial Glenat recuperó este clásico del noveno arte español con lo que pude por fin incorporarlo a mi tebeoteca.

Fragmento de la portada original. Fuente: tebeosfera.com

El cómic nos narra una historia situada en un lejano futuro donde la sociedad actual ha desaparecido siendo sustituida por otra compuesta solo por mujeres, que habitan el planetoide artificial Colmena, organizadas como los insectos sociales, de forma jerárquica y donde la reproducción se realiza artificialmente, desechando cualquier embrión macho. La protagonista de la historia, la capitana Zora, junto a un grupo de compañeras, descubren a varios hombres hibernados en las ruinas de la ciudad de Novaterra, en la Luna, lo que les hace remover los cimientos de sus creencias sociales, y de paso, Amon, uno de los hombres, también le removerá el escultural cuerpo de nuestra heroína. Este es el detonante de la acción en el que este grupo, junto con otros personajes que se van encontrando a lo largo del desarrollo de la historia, se opone a las autoridades de Colmena, iniciándose una revolución que transformará completamente la sociedad matriarcal y dará un nuevo comienzo para la especie humana.

Doble página interior dónde Zora descubre como se hacían las cosas en los viejos tiempos. Fuente:tebeosfera.com

No vamos a negar que aunque el planteamiento de la historia es bastante sugerente, el desarrollo final, aun siendo correcto no es quizás todo lo brillante que se pudiera desear, pero eso no importa, lo realmente fascinante de este cómic son sus maravillosas ilustraciones. Porque su autor, Fernando Fernández, era un Artista, así, con mayúsculas, y en esta obra lo demostró dando cabida a todo tipo de experimentación plástica. Las páginas combinan óleo, acuarela, gouache, acrílicos, rotuladores, anilinas, tinta china, lápiz y sanguina, creando una amalgama de estilos que no desentona para nada en unas arriesgadas composiciones de página y confiere a la obra de un grafismo espectacular con una impresionante paleta de colores. Los diseños de los edificios y las naves espaciales tienen un aspecto orgánico y recargado en donde se puede ver un claro homenaje a Gaudí, reconocido por el propio autor. Cada página de este cómic es una pequeña obra de arte que no desentonaría en ningún museo; y valen más que su peso en oro como demuestran los precios en el mercado de los originales, que rondan los tres mil euros para las páginas más elaboradas, sobre todo si en ella sale la exhuberante Zora.

Zora flotando en el espacio en uno de los momentos más alucinógenos de la obra.

Aunque tuvo una larga carrera en el mundo del cómic, ésta es una de las últimas grandes obras que nos dejo Fernando Fernández antes de abandonar a finales de los ochenta su carrera historietística para dedicarse de lleno a su verdadera pasión, que era la pintura, hasta su fallecimiento en Agosto del 2010. Pero está claro que la historia de Zora le ayudó a ascender al Olimpo de los grandes autores del cómic español.

Inauguramos así este monográfico sobre el cómic donde a lo largo de varias entregas iré comentando las que, en mi humilde opinión, son las grandes obras del noveno arte que han pasado por mis manos, obras que por una razón u otra merecen la pena ser disfrutadas por cualquier persona.

Publicado por Vik-Tor el 1 mayo, 2011 en Monografías | 2 comentarios para leer

  • 4 mayo, 2011, 12:53
    Demons dijo,

    Curioso argumento el del comic :P

  • 4 mayo, 2011, 19:01
    Vik-Tor dijo,

    Si ya sabemos lo que importa a cualquier friki de este cómic… ¡¡que salen tías en pelotas!! ;-) Y muy bien dibujadas, eso si.

Escribe un comentario