De asedios pasados y caballeros modernos

La Historia está salpicada de hechos bélicos caracterizados por la teórica desproporción de fuerzas de los contendientes y dotados de una serie de ingredientes que hacen que se deslicen hacia el terreno de la leyenda. El asedio de Malta es uno de ellos.

Corría el año 1565 y el Imperio Otomano se encontraba en la cima de su poder en el Mediterráneo tras la derrota de la flota española en Djerba. En 1530, la Orden Militar y Hospitalara de San Juan de Jerusalén se había establecido en la pequeña isla de Malta y en la cercana isla de Gozo, tras haber perdido en 1522 su feudo en Rodas a manos de los turcos. Los caballeros hospitalarios, liderados por el Gran Maestre Jean de la Valette (de él viene el nombre de la actual capital de Malta, La Valetta) continuaron desde allí haciendo todo el daño posible a la flota otomana y durante 1564 infligieron serias pérdidas al tráfico mercante turco y capturaron importantes prisioneros, como el gobernador de Alejandría y el de El Cairo.

Solimán II decidió que aquella situación tenía que acabar. En marzo casi 200 naves turcas salieron rumbo al archipiélago maltés. La red de espías de la Orden en Constantinopla ya había puesto sobre aviso al Gran Maestre. Habría batalla.

Asedio de Malta

Representación pictórica del asedio de Malta (Fuente: davidwball.com)

Aunque las cifras varían según las fuentes, se estima que unos 6000 defensores resistieron durante más de tres meses el asedio de unos 30000 turcos, en una cruenta lucha en los fuertes de San Ángel, San Telmo y San Miguel, defendidos hasta el último hombre. Las pérdidas forzaron a los otomanos a abandonar la isla en septiembre y el resultado de la batalla, si bien no alteró el equilibrio de fuerzas en el Mediterráneo a corto plazo, sí supuso la primera derrota seria del Imperio Otomano en muchos años y un importante golpe de moral para los europeos, que se materializaría en Lepanto seis años después, con el hundimiento del poder marítimo turco.

Escudo de la Orden de Malta

Escudo de la Orden de Malta (Fuente: Wikipedia)

Las obras de Dan Brown y similares han llenado las librerías de órdenes, templarios y prioratos, inmersos en rocambolescas aventuras de ficción, pero la Orden Militar y Hospitalaria de San Juan de Jerusalén (Orden de Malta) no sólo aún existe (fue fundada en el siglo XI), sino que engloba a más de doce mil miembros y cerca de ochenta mil voluntarios y es reconocida como un ente independiente de Derecho Internacional. Aquí está su web oficial.
Tiene su sede central en Roma, posee estatuto de extraterritorialidad y ha perdido su carácter militar, aunque lo conserva en sus tradiciones, dedicándose en la actualidad fundamentalmente a labores médicas y humanitarias y a la diplomacia. Y sí, tiene Gran Maestre, Prioratos y, cómo no, Caballeros…

Publicado por Viyu el 6 abril, 2011 en Historia olvidada | 3 comentarios para leer

  • 7 abril, 2011, 7:56
    Demons dijo,

    Muy buena entrada. La verdad es que la historia medieval, y más concretamente todo lo que tenga que ver con las Cruzadas son mi debilidad. En la actualidad, sabía de la existencia de esta orden, pero no sabía que seguía siendo tan activa (Echándo un vistazo a su web he podido repasar su trayectoria).

    La verdad es que es cuanto menos impresionante, que una sociedad que se formó durante la revolución tanto social, política como religiosa como son las Cruzadas allá por el siglo XI.. haya llegado hasta nuestros días.

    También me llama mucho la atención el marco que se gestó en aquella época, para que Hospitalarios y Templarios (la gran otra orden mística, que ha llegado a nuestros días.. aunque no de forma “oficial”, ya que fueron declarados herejes) estuvieran peleados.

    Habrá que ir a Jerusalén para descubrirlo jejeje :D

  • 7 abril, 2011, 8:50
    Güevo dijo,

    Militar y Hospitalaria, curioso cuando menos. Sacándolo de contexto a mi me vienen una imagen de un marine americano en el porche de su casa, sobre el felpudo de “Sweet Home”, en delantal y con una tarta de manzana en la mano…
    También me vino Cervantes tras la referencia a Lepanto…
    ¡Grande Viyu!

  • 7 abril, 2011, 9:20
    Demons dijo,

    “Un marine americano en el porche de su casa, sobre el felpudo de ‘Sweet Home’, en delantal con una tarta de manzana en una mano” ?

    Maaadre mía!.. Sin palabras.

Escribe un comentario